domingo, 26 de mayo de 2013

Cobardía.


"Si amas a alguien déjalo libre" dijo un cobarde una vez,
y siempre lo usan los cobardes.
Aquel que no se anima a pararse en seco, respirar profundo 
y gritarle al mundo "Te amo, porque debería dejar de luchar?"
Si cuando están juntos son felices, cuando se separan sufren.
No saques la bandera de derrota si a batalla no terminó aun.
No te des por vencido ni aun vencido.
Cuando ya no queden chances, cuando no puedas respirar
y quieras rendirte, recuerda los motivos por los cuales peleas.
Recuerda como te tiemblan las piernas cuando ves a esa persona.
Como te quedas sin palabras y lo primero que podes decir es una idiotez.
O cuando por las noches miras esa foto que tenes guardada,
quedando dormido con la última gota que te queda por llorar.
En realidad, yo no se muy bien si eso es amor pero creo que es lo mas cercano.
Donde es impensable el futuro sin esa persona,
donde ya nada tiene sentido si no está a tu lado.
Y lo intentás, ocupando tu cabeza en un libro, el trabajo o los miles de textos que tenes que leer para la facultad, intentás olvidar.
Pero nada funciona, porque de repente aparece para tirar abajo ese muro que habías construido a tu alrededor prometiendo que nunca más iba a volver a lastimarte.
Pero saben que? Las locuras de hoy, son las grandes historias de mañana.
Andá y tirare a la pileta, decilo y gritalo fuerte. Ya no hay mas que perder.
Es preferible agotar las posibilidades y saber que hiciste todo lo que estaba a tu alcance,
que nunca haberlo intentado.

No hay comentarios: